end header begin content

Opinión

Columnistas
Leandro Rodríguez Linárez

Queridos Guaidó y venezolanos

Lo que acontece en Venezuela va mucho más allá de una simple lucha por alcanzar nuestra segunda libertad, pues no se lucha contra una dictadura ni una invasión clásica. Se lucha contra el castrismo que en su feudo tiene más de 60 años sobreviviendo a los Estados Unidos, a la guerra fría, a bloqueos, sanciones y pare de contar. Lo había hecho por 40 años en austeridad, imagínense los últimos 21 años en los que por fin pudo hacerse de inagotables recursos, los venezolanos, primero con Chávez, ahora con Maduro.

Leandro Rodríguez Linárez

Los venezolanos ¡no van a votar!

Quien les escribe es amante apasionado de la democracia. Por eso en ningún momento, desde el 1998 hasta la fecha, jamás he votado por el chavismo ya que desde sus inicios nunca me convenció, el haber dado un golpe fallido no facultaba a ningún personaje para ser presidente, al contrario, lo incapacitaba de por vida, lamentablemente no me equivoqué, más de 20 años después Venezuela abandonó el subdesarrollo, hoy somos tercermundistas, principalmente en lo político.

Leandro Rodríguez Linárez

Nuevo CNE ¡Fin de la oposición!

El que la oposición formalmente reconocida, la de Guaidó, haya aceptado en la Asamblea Nacional el punto impuesto por el régimen a la oposición ficticia de Timoteo y compañía, es un muy duro golpe a las esperanzas libertarias de la nación. Da cuenta de una pérdida absoluta de objetivos, de convicción, sobre todo, de sintonía con las verdaderas exigencias/necesidades de los venezolanos… es algo que lamentamos muchísimo, que nos hace transitar en pantanos de desesperanza.

Leandro Rodríguez Linárez

Chavismo sin rival ni límites

La claridad de objetivos es lo único que la oposición debe aprender del régimen, prácticamente, no hay metas que no haya alcanzado a sus fines retencionistas de poder. Para ello nada le falta, todo le sobra: dispone de todo cuanto tiene como instituciones del Estado, sus recursos, así como usa de igual modo lo que no tiene como legalidad y legitimidad, la compra. Por otro lado, la oposición es un festín de metas que se quedan en enumeraciones, como la afamada ruta guaidoniana ofrecida en enero, el lapso de 6 meses de Ramos Allup, el revocatorio de 2016, entre otros, metas sin resultados a pesar de contar con legalidad y legitimidad, sin comprarla.

Leandro Rodríguez Linárez

A gobierno falso, falsa oposición

No sabemos sí calificarlos de cínicos, descarados o subproducto de una coyuntura política ensimismada, pero la autodeterminada oposición negociadora de Timoteo y compañía hace un terrible daño a los venezolanos.

Leandro Rodríguez Linárez

¿Oposición inútil, cómplice o light?

Venezuela es un país de circunstancias. Para nadie es un secreto el lugar que hoy ocupa Guaidó no se desprende se sus méritos sino de las circunstancias que lo han hecho presidente del parlamento, ocupando también constitucionalmente una larga presidencia interina de la república. Sí el turno le hubiese tocado, por ejemplo, a Copei o la Causa R tendríamos probablemente a Juan Pablo Fernández o Américo De Grazia en la misma condición de Guaidó, presidente del parlamento y de la república, porque así las circunstancias lo imponen.

Leandro Rodríguez Linárez

China, Rusia, Norcorea, ¿venceremos?

¿Qué significará la expresión “venceremos” para el régimen? Nos gustaría saber porque ha quedado demostrado que independencia es neocolonialismo (cubano, ruso y demás hierbas) y soberanía es dependencia absoluta a las de naciones aliad… ¡No! a las naciones interesadas. Hasta Bolívar tuvo su dosis del diccionario rojo rojito, tanto que ahora lo mientan socialista, con cirugía facial postmorten.

Leandro Rodríguez Linárez

Errores de la semana

Los errores en la política son graves porque los actores, en teoría, deben desenvolverse a través de estrategias y ningún paso debe ser en falso. Por tal motivo, avizorar los movimientos del o de los adversarios es menester. De ese modo, observamos, la oposición venezolana comete ingentes desaciertos, los de esta semana son:

Leandro Rodríguez Linárez

Mientras el chavismo imponga la agenda…

Cada vez que tiene oportunidad de destrozar la oposición el régimen lo hace, sí tiene que inventar argumentos, se los inventa. Es capaz de inhabilitar al parlamento de la república (poder más importante en una democracia), es capaz de inhabilitar a los candidatos con mayor aceptación popular, destituir gobernantes electos por el pueblo, desviar/retener recursos a instancias de poder sin importarle las penurias causadas a la población. Encarcelar a placer, desaparecer, torturar y pare de contar, al chavismo le estorban los escrúpulos a la hora de conseguir sus objetivos, así tenga que llevarse por delante la constitución, la democracia, a quién y lo que sea, incluso, a su propia cofradía… nadie está a salvo.

Leandro Rodríguez Linárez

El mundo paga factura

No es porque seamos venezolanos. Lo que hoy ocurre con Venezuela ocurre en los cinco continentes, en todas las naciones, en todo el sistema internacional, sencillamente, el andamiaje mundial es pro gobiernos, nunca a favor de los pueblos. Los venezolanos no existimos, en lugar de ello visualizan petróleo, oro, diamantes y demás inconmensurables riquezas… es una muy dura realidad, pero es cierto.

Leandro Rodríguez Linárez

Políticamente Inútiles

Causa horrores apreciar que ningunas de las opciones puestas hoy en el tapete de la política nacional dan respuestas a una población sumergida en emergencias, arrastrada a condiciones paupérrimas de descalidad de vida, donde la hiperinflación, escasez de medicinas y caotización de todo el espectro público (que arrastra lo privado) han hecho del suicidio una salida cada vez más común.

Leandro Rodríguez Linárez

USA Face to face

El que sea Estados Unidos quien ahora enfrente al régimen cara a cara traerá consecuencias tempranas. En los diálogos con intermediarios surgían mil excusas por parte de los negociadores, ahora con el país de mayor peso geopolítico del planeta el escenario cambia, ya no hay lugar para pasos temblorosos. El asunto es maniqueo, o el castrismo sale ganando de una forma casi definitiva (probabilidad casi nula) o su ilegalidad/ilegitimidad se impondrán dando lugar al cese de su usurpación… no hay grises.

Leandro Rodríguez Linárez

¿Y cómo reacciona el régimen?

Ante las sanciones internacionales producto de la ruptura constitucional y democrática, ante las trágicas consecuencias de 20 años calcando leyes cubanas para imponer el modelo castrista, leyes que nos desvenezolanizaron, tergiversaron lo económico, lo político y lo social, ante las secuelas mundiales por las arbitraras e ilegales expropiaciones, nos encontramos con la reacción del régimen para “hacer frente” a las consecuencias de sus actos, veamos:

Leandro Rodríguez Linárez

¡Basta de sanciones criminales!

No hay nada más criminal que sancionar a todo un pueblo. Las sanciones que padecemos los venezolanos son dantescas, antinatura… pero sobre todo ¡injustas!. Veamos:

Leandro Rodríguez Linárez

Barbados, ¿de diálogo a negociación?

Hay indicios, al menos así lo vemos nosotros, que lo de Barbados dejó de ser un “diálogo” y se convirtió en lo que debe ser, una negociación. Muy lamentablemente, el castrismo venezolano fulminó toda vía democrática que permitiese destrabar el pandemónium en que convirtió al otrora más envidiado país del planeta, acabó esa vía al consumar procesos electorales fraudulentos, al margen de la constitucionalidad y la democracia, se usufructúo de la buena fe de quienes esperanzados han acudido a diálogos desde 2002… de este modo, la política les responde con aquello de a quien a hierro mata a hierro muere.

Leandro Rodríguez Linárez

5 maneras en que pudiera terminar esto

Ya es tiempo de llamar las cosas por su nombre: en Venezuela desde hace 20 años no se instauró cualquier tiranía. De haber sido así hace rato nos hubiésemos librado de ella, concretamente en 2002 cuando se derrocó a Chávez, sin embargo, como principal característica de este patibulario régimen, se usufructúa furtivamente de herramientas democráticas a pesar de ser el némesis de ese sistema, usa elecciones, diálogos, pactos, acuerdos y todo aquello que le puede atribuir réditos, con ellos gana tiempo mientras tras bastidores continúa imponiendo sin descanso su proyecto, lo que en Venezuela se instauró se llama ¡castrismo!

Leandro Rodríguez Linárez

TIAR, TPS, Puerto Rico, etc.

La política es dinámica, si no no es política. Y justamente, cuando más calmada parece es cuando más turbulenta se encuentra. No debemos olvidar aquello de la política oculta, la de las estrategias, la más importante, esa en Venezuela está ardiendo. Sin embargo, para el venezolano de a pie el país se hace más imposible, la sobrevivencia más cuesta arriba, la sociedad política luce divorciada del pueblo.

Leandro Rodríguez Linárez

Bloqueo en 500mg 3 veces al día

El castrismo cubano no cuenta en su suelo con riquezas como las de Venezuela, por tal motivo, siempre ha tenido que parasitarse, primero a la Unión Soviética, luego a aislados grupos económicos principalmente europeos, hasta finalmente dar el palazo a la piñata con Venezuela, logró adherirse a Chávez y su casta política complaciente, a su boom petrolero, el más alto y sostenido de la historia, además de las inconmensurables riquezas existentes. Es una relación simbiótica, el régimen venezolano los financia mientras el Castrismo isleño les asegura la retención del poder tal como ellos lo han hecho por más de 6 décadas.

Leandro Rodríguez Linárez

¿Elecciones libres en castrismo?

Los venezolanos estamos a punto de hacer un descubrimiento que pudiera cambiar la historia del continente. Estamos a punto de celebrar “elecciones libres en castrismo”, y si ello es así estaremos haciendo un chusco universal porque, contrario a lo que se garantiza, estaríamos fortaleciendo este tipo de inescrupulosos regímenes.

Leandro Rodríguez Linárez

Lo electoral no es lo primero, ¡es lo último!

Ante la inoportuna posibilidad de eventuales procesos electorales, presuntamente pautados para un lapso de 9 meses, lo primero que debemos abordar es que la extrema descomposición institucional y ambiental (en lo político y social) exige profundos cambios.

Leandro Rodríguez Linárez

La propuesta electoral, ¿buena o fatídica?

La política es realidad, tener los pies sobre la tierra, conocer al enemigo, hacer de lo factible lo estratégico, aprender de los errores. Así, la idea de unas elecciones justas, transparentes, con atestiguamiento internacional obviamente sería ideal, la mejor salida a estos 20 años de averno, pero por favor… ¿creen el castrismo venezolano las aceptaría? Quienes creen semejante tesis onírica no han comprendido absolutamente nada en estos 20 años de cubanización salvaje, veamos:

Leandro Rodríguez Linárez

12 tips para entender este momento

1) No es momento para partidos políticos. La guía opositora debe sobreponer los intereses de la nación. Guaidó, quien ejerce el liderazgo en este momento, debe hacer más visible el apoyo de todos los sectores como el universitario, laboral, productivo, entre otros.

Leandro Rodríguez Linárez

La idiotez electorera

Mucho se tararea acerca de la posibilidad de acordar elecciones en Venezuela, aún no se han estipulado cuáles ni cuándo pero la gran pregunta es: ¿por qué?

Leandro Rodríguez Linárez

Casi nadie oye ni lee a políticos ni articulistas

Antes un inciso: en el artículo anterior titulado “Y ahora, ¿que luchen los políticos?” culminamos señalando la necesidad de otro Miranda, de otro Bolívar. No hicimos hincapié a la idea proscrita de un mesías ni nada parecido, al contrario, de alguien o algunos que se sepan parte de un equipo y no insustituibles, supremos o eternos, requerimos un liderazgo que sepa organizar e instrumentar planes/acciones internas como externamente, a eso hacíamos inferencia. Recordemos unos de los pensamientos más distintivos del ideario de Bolívar "Si un hombre fuese necesario para sostener el Estado, ese Estado no debería existir; y al fin no existiría".

Leandro Rodríguez Linárez

Y ahora, ¿qué luchen los políticos?

En 2002 derrocó a Chávez, en 2014 y 2017 el pueblo continúo poniendo sangre, sudor y lágrimas en su terca lucha para democratizar la patria. En estos tres intentos lo político ha fallado, esos multitudinarios esfuerzos de venezolanos, que incluso perdieron vidas, quedaron en vano, en cuanto el castrismo venezolano continúa en el poder, anclado casi exclusivamente en lo militar.


Twitter Auto Publish Powered By : XYZScripts.com